Buenos Aires 4U – Buenos Aires Guía de Viaje & Turismo

Beef and sausages

¿Qué comer en Buenos Aires? Los 10 platos más populares que deberías probar durante tu visita a la Ciudad.

Buenos Aires es reconocida a nivel mundial por su gran oferta gastronómica. Es el resultado de las diversas corrientes migratorias llegadas a nuestra ciudad principalmente entre finales del siglo XIX y comienzos del siglo XX. Cada uno de los inmigrantes arribados hizo su aporte para finalmente transformar a Buenos Aires en una ciudad cosmopolita y con una de las cocinas más variadas y exquisitas del mundo.

En este listado he escogido los 10 platos más populares, que ningún visitante debe dejar de probar a su paso por nuestra ciudad. Obviamente escoger sólo 10 platos ha sido muy complicado dada las múltiples opciones que existen, pero me he basado en mi experiencia personal y en la opinión de miles de turistas que he acompañado a lo largo de estos años.

 

1 – Asado: No podría comenzar esta lista sin mencionar el plato que ha hecho famosa a la Argentina en el mundo entero, el “asado”. Para los argentinos el “asado” no es únicamente la ocasión ideal para degustar la sabrosa carne argentina, sino la excusa perfecta para disfrutar un grato momento con familiares o amigos. Al encargado de preparar el asado se lo conoce como “asador”, y es quien da comienzo a este ritual que lleva no menos de tres horas. El ganado vacuno fue introducido en la Argentina por los españoles en la época de la conquista, Siglo XVI, y desde entonces se ha transformado en el plato principal de nuestro País. Un “asado” consiste, tal como su nombre lo indica, en asar carne; pero por lo general en nuestro País, cuando se habla de “asado” nos referimos no únicamente a la carne, sino a un gran y variado banquete. En el cual la carne vacuna sigue siendo la estrella, pero ésta es acompañada en la parrilla por chorizo, morcilla, provoleta, achuras, pollo y verduras entre otras cosas. Además de las distintas opciones que llegarán desde la parrilla, se completará la mesa con una variada degustación de ensaladas y salsas (donde se destaca sin dudas el “chimichurri”).

Carne Argentina
Carne Argentina

2 – Achuras: Continuando con el “asado”, debo hacer una mención especial a este ítem nombrado en el punto anterior, dado que no todo el mundo sabe a qué nos referimos cuando decimos “achuras” en Argentina. Se le llama “achuras” al conjunto de tripas y vísceras del animal, las cuales son muy preciadas a la hora del “asado”. Éste es un plato no muy popular en algunos países, por eso vale la pena la aclaración, pero recuerde que es de gran importancia en nuestro País y uno de los clásicos argentinos. Entre las “achuras” más populares se encuentran los chinchulines, la tripa gorda, la molleja, el riñón, la ubre y las criadillas entre otros. Esta costumbre se remonta a la época colonial española; en esa época existió lamentablemente en nuestro País el tráfico de esclavos africanos. Mientras los amos disfrutaban de las carnes asadas y tiraban las menudencias, los esclavos debían valerse de su ingenio para poder alimentarse y es así como recurrían muchas veces a esas sobras para hacerlo. Entiendo que para algunos probar las “achuras” será un desafío extremo, pero doy fe de que valen la pena, ¡anímese! 

Achuras
Achuras Grilladas

3 – Empanadas: La comida obligada en su visita a la Argentina. Introducida por los españoles en la mayor parte de sus colonias americanas desde el Siglo XVI. La empanada consiste en una masa rellena, y luego cocida al horno o frita. En Argentina está tan difundido el consumo de empanadas, que hay locales que únicamente se dedican a su producción y comercialización, así es, sólo empanadas. Aceptada en todos los ámbitos sociales, desde los hogares más humildes hasta los más lujosos restaurantes de la Ciudad. Suelen consumirse como entrada antes del plato principal. Al visitar una estancia pampeana seguramente lo recibirán con vino y empanadas a modo de bienvenida. Si desea sentirse un argentino, la comerá sin cubiertos, solo usando sus manos. La variedad de empanadas que puede encontrar en nuestro País es infinita, cada provincia está representada por una empanada tradicional, siendo las más populares obviamente las rellenas con carne vacuna. Pero, aparte de las empanadas de carne, existen opciones para todos los paladares: de pollo, jamón y queso, verdura, caprese, humita, atún, queso y cebolla sólo para dar algunos pocos ejemplos.

Empanadas
Empanadas Argentinas

4 – Provoleta: Es el queso argentino por excelencia, derivado del queso provolone italiano pero con características propias locales. Se lo debemos al inmigrante italiano Don Natalio Alba, quien una vez asentado en nuestro País decidió unir las cocinas de Italia y Argentina creando un queso que se pudiera asar a la parrilla o a la plancha y así poder acompañar el “asado” argentino. Para lograrlo ideó el “Queso Provolone Hilado Argentino” de forma cilíndrica para poder ser cortado en rodajas. La cocción demora entre 10 y 15 minutos hasta lograr el dorado exterior y se acompaña con aceite de oliva y orégano. Así que recuerde que cada vez que pruebe esta delicia argentina, sentirá la unión de estos dos países hermanados.

Provoleta
Provoleta Grillada

5 – Choripán: No puede irse de Argentina sin antes haber probado un delicioso “choripán”. Muchas veces se abrevia “chori”, consiste en un sándwich de chorizo asado a la parrilla y acompañado de nuestra salsa nacional, el “chimichurri”. El “choripán” se trata de la comida argentina callejera por excelencia, se come de pie y tomándolo con las manos. Es infaltable en los “asados”, y está profundamente ligado a nuestras tradiciones y pasiones como es el caso del fútbol. No hay partido de fútbol si no se disfruta de un sabroso “choripán” preparado en la parrilla misma del estadio o en sus inmediaciones. El tipo de pan que se usa es pan francés, y los chorizos pueden ser de carne vacuna, carne porcina, o una mezcla entre ambas; condimentado con pimentón dulce, ajo en polvo, nuez moscada, hinojo, pimienta negra, sal y orégano. El origen del “choripán” se remonta a mediados del Siglo XIX cuando en nuestro País los gauchos comenzaron a comer chorizos dentro de panes. Aquí merece una mención destacada el aderezo más utilizado en carnes y chorizos en Argentina: el “chimichurri”; es una salsa de consistencia líquida a base de aceite, vinagre, perejil, orégano, ají molido, ajo y sal, pero en cada región de nuestro País puede variar su receta.

Choripan
Choripan con Chimichurri

6 – Picada: La picada es el ritual que precede a la gran comida, por ejemplo el momento previo al “asado” familiar o con amigos. Recordemos que la elaboración del “asado” demanda mucho tiempo, horas, y el aroma que emana de la parrilla nos abre el apetito mucho antes de sentarnos a la mesa a comer. Para entretener a nuestro estómago es que “picamos” ciertos alimentos de pequeñas dimensiones antes del banquete principal. Y aquí se preguntará ¿qué es lo que “picamos”? La lista sería interminable, sólo para nombrar algunos ejemplos: distintas variedades de quesos, aceitunas, salames, jamones crudo y cocido, morrón, pickles, maní salado, papas fritas, albóndigas de carne, croquetas de papa, chorizos, morcilla entre tantos otros. El origen de esta tradición se remonta a los numerosos inmigrantes llegados de España e Italia, países en donde se mantienen tradiciones muy similares conocidas como “tapas españolas” o “antipasto italiano”. En Argentina se lo llama “picada” porque cada comensal utiliza un escarbadientes (palillo de dientes o mondadientes) para “picar” la comida. Los diferentes componentes de la “picada” se sirven ya sea en platos pequeños o en una bandeja grande que se ubica en el centro de la mesa para que todas las personas lo puedan compartir. A su paso por Buenos Aires no se olvide de disfrutar una sabrosa “picada” acompañada por una deliciosa cerveza local. 

Picada
Picada clásica argentina

7 – Milanesa: Como la mayor parte de la cocina argentina, sus raíces deben buscarse en las preparaciones incorporadas con el arribo de los inmigrantes europeos. El origen de la “milanesa” argentina se debe al plato conocido como “cotoletta alla milanese” popularizada en nuestras tierras por inmigrantes italianos a fines del Siglo XIX; y la “cotoletta”, a su vez, tiene su origen en un plato tradicional de la cocina austríaca, el “wiener schnitzel”, que fuera introducido en Lombardía durante el dominio austríaco. La “milanesa” argentina se trata de un filete de carne empanado. Como en nuestro País reina la carne vacuna, la mayoría de la gente prefiere las “milanesas” de ese tipo de carne; pero también son muy populares las “milanesas” de pollo y las de cerdo. Para el empanado se utiliza pan rallado condimentado con especias o hierbas aromáticas. Finalmente se puede optar por cocinarlas al horno o freírlas, y se sirven al plato o en sándwich. En la década de 1940 fue creado uno de los platos más afamados de la cocina argentina: la “milanesa napolitana” uniendo en su nombre las zonas del norte y del sur de Italia. Fue creada en un restaurante de la Ciudad de Buenos Aires. Se trata de una “milanesa” frita cubierta con salsa de tomate, jamón cocido, queso blando como el caso de la mozzarella y especias como por ejemplo pimienta, orégano y ají molido. Aparte de la “milanesa a la napolitana”, existen muchas otras variedades como la “milanesa a caballo” (cubierta con dos huevos fritos) y la “milanesa a la provenzal” (a la cual se le agrega ajo y perejil al rebozado). 

Milanesa
Milanesa con Papas Fritas

8 – Locro: Si lo que Usted prefiere es degustar un plato típico de la cocina precolombina, típico de los pueblos originarios de la región andina, no debe dejar de probar el “locro”. Se trata de un guiso a base de zapallo, maíz y papas que se cocina a fuego lento durante varias horas. En Argentina su consumo se ha extendido desde la Cordillera de los Andes hacia el resto del País. Aunque el “locro” en nuestro territorio tiene raíces prehispánicas, luego de la Conquista española, se le sumaron ingredientes introducidos por los conquistadores tales como cerdo, chorizo y mondongo. Es un alimento con muchas calorías y nutrientes por lo que es muy adecuado para consumir en invierno o en zonas frías por lo general acompañado de un delicioso vino de producción nacional. Según algunos historiadores argentinos, la popularidad del “locro” se debe a los gauchos que habían combatido en el noroeste de nuestro País durante las guerras de la Independencia Argentina. Ellos conocieron el locro que se preparaba tradicionalmente en la región andina, y al finalizar la Guerra y regresar a sus hogares extendieron la tradición por todo el territorio nacional. Y desde aquellas épocas se ha consagrado como el plato típico consumido en las celebraciones de nuestras principales fechas patrias. 

Locro
Locro tradicional

9 – Tostado: En el caso de que no disponga de mucho tiempo para comer, pero necesite recargar energía, recomiendo sentarse a descansar en un café de la Ciudad y saborear un sabroso “tostado” de jamón y queso. Es un sándwich típico de la gastronomía argentina, se trata de un emparedado cuyas tapas o paredes están compuestas por dos finas secciones del llamado “pan de miga” o “pan de molde”. Las tapas se untan con manteca o mayonesa en su cara interior; y se rellena con jamón cocido, también conocido como jamón york, y con queso cuartirolo, o en su defecto mozzarella. El emparedado entonces es tostado hasta que sus tapas de miga queden doradas y crocantes. 

Tostado
Tostado Argentino

10: Pizza y fainá: Y cerramos este top ten de platos imperdibles en su visita a Buenos Aires con la comida más popular de Argentina: la pizza. Volvemos a agradecer por esta delicia, una vez más, a la numerosa comunidad italiana asentada en nuestra Ciudad. Buenos Aires es la ciudad que cuenta con mayor cantidad de pizzerías por habitante del mundo. La pizza argentina se caracteriza por su masa de mayor grosor (conocida como “media masa”), y por la abundancia de queso mozzarella a base de leche de vaca, originado en la ciudad italiana de Aversa. Existe una gran variedad de pizzas, sólo para nombrar algunas a modo de ejemplo: la pizza más consumida es la clásica “de mozzarella” (con salsa de tomate y queso), le sigue la “napolitana” (con rodajas de tomate y queso), la “calabresa” (con longaniza), la de “jamón y morrones, y dos variedades creadas en Argentina: la fugazza con queso (focaccia cubierta con queso y cebolla) y la fugazzetta (igual a la fugazza pero rellena con más queso). Mención especial a la “pizza de cancha” (masa cubierta con salsa de tomate sin queso y fuertemente condimentada) creada por vendedores ambulantes para ofrecer a la salida de los partidos de fútbol. En ocasiones, la pizza suele acompañarse con faina: plato originario de Génova a base de harina de garbanzos, agua, aceite de oliva, sal y pimienta. Si te decides a degustar la pizza de Buenos Aires, nada mejor que acercarse a alguna de las históricas pizzerías ubicadas en la famosa Avenida Corrientes; como es el caso de Banchero, fundada en por el inmigrante genovés Agustín Banchero, o la pizzería Güerrín, cuya pizza está considerada entre las mejores del mundo.

Pizzas
Variedad de Pizzas

 

Éstos son sólo algunos de los platos más populares en Buenos Aires que no deberías dejar de probar, pero la lista podría seguir. El abanico de opciones en la ciudad es muy amplio y generoso gracias a los aportes hechos por las distintas colectividades asentadas aquí a lo largo de nuestra historia. Lo que te puedo asegurar, es que hambre en Buenos Aires, nunca pasarás. Bon Appétit, o como decimos en Argentina… buen provecho!

Diego – Buenos Aires 4U

29 de Enero, 2021

error: Content is protected !!